×
×
Red Internacional

El gobierno va por un nuevo golpe al bolsillo. Trabajadores del sector eléctrico estaban inscriptos para intervenir y no le dieron la palabra. Porque escuchan a los empresarios y no a quienes proponen cambiar el sistema eléctrico de raíz, para que sea un derecho para las grandes mayorías y no un negociado para unos pocos.

Domingo 15 de mayo | 20:31
La audiencia "pública" y los trabajadores censurados

En su gira por Europa Alberto Fernández desacreditó abiertamente las audiencias públicas, aunque ya se sabe que no son vinculantes y son consideradas una mera formalidad. El presidente declaró a los suyos que “la suba de tarifas es una decisión política, quien no puede tomar esa decisión no puede seguir en el Gobierno”. O sea, es su decisión, independientemente de lo que resulte de las audiencias.

Te puede interesar: Desde Berlín. Tarifas: Alberto Fernández aseguró que los funcionarios que se opongan al aumento "no podrán seguir"

Lejos quedó el Alberto que pedía públicamente que las demandas se hagan sentir en las calles. A dos años de su asunción, no sólo no escucha los reclamos que el pueblo trabajador grita en las calles, sino que tampoco tiene tiempo para escuchar las más de ocho horas de exposiciones, donde se pudo escuchar diversos cuestionamientos al aumento. Entre ellos, algo elemental, es que no hay una visión clara de la estructura de costos.

Mayoritariamente durante la audiencias pidieron revocar las concesiones a las distribuidoras mayoritarias. Por su parte los trabajadores cuestionaron fuertemente el modelo energético impulsado por Menem y continuado por todos los gobiernos hasta el presente.

El gobierno de Alberto y Cristina se reunió con empresarios para definir un nuevo aumento que garantice las ganancias empresariales. Se junto con la dirigencia del sindicatos Luz y Fuerza, afín y oficialista de todos los gobiernos. Lo que nunca hizo el gobierno de Cristina y Alberto es preguntarle a los trabajadores y usuarios populares que opinan del modelo energético.

Bochornosa censura en las audiencias públicas

El día 11 de mayo se debatía el nuevo aumento. Cuando fue el turno compartido entre trabajadores eléctricos y de la gráfica recuperada Madygraff cortaron el audio y no permitieron culminar la intervención. El día 12 decididamente privaron nuevamente a los trabajadores de dar su opinión, siendo que se habían anotado con dos meses de antelación.

Te puede interesar: De los tarifazos de Macri a las subas del FMI: nacionalizar el sistema energético es la alternativa

Madygraf es un ejemplo, pensando en la transición energética. Con la implementación de la tecnología 4.0 que ellos mismos crearon para tener pleno control general del consumo eléctrico de toda la planta y así poder utilizar energía de manera eficiente y a su vez reducir el consumo, que se suma al proyecto para la implementación de paneles solares en la fábrica para reducir el impacto ambiental.

Porque a diferencia de los empresarios que sólo piensan en sus ganancias - y por eso prestan un mal servicio cada vez más caro - y de los gobernantes que los defienden, los trabajadores en control de su fábrica piensan en lo mejor para los trabajadores y los sectores populares, y eso incluye también el ambiente en que vivimos.

Desde la Izquierda Diario te mostramos la intervención de los trabajadores que el gobierno en las audiencias públicas no quiso escuchar. Tanto las que permitieron hablar, como las que no.




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias