×
×
Red Internacional

Se trata de Félix Guaypa, fallecido a causa de cáncer el 12 de octubre, sin cobertura de obra social, sin servicio de sepelio y sin recursos para afrontar siquiera los gastos de traslado y un cajón de sepelio, producto de que la patronal dejó de pagarle el sueldo tras anoticiarse de su enfermedad.

Verónica Valdez@valveritos

Martes 19 de octubre | 18:13

El pasado jueves trabajadores rurales realizaron una protesta exigiendo justicia por Felix Guaypa, quien falleciera el 12 de octubre a causa de un cáncer.

Félix tenía sólo 38 años, sostén de su esposa y sus 4 hijos e hijas. Trabajó durante ocho años para la Finca El Bárbaro, propiedad de René Rueda, en la localidad de Yuto, departamento de Ledesma, a 160 km de la capital jujeña.

En el mes de abril, Félix fue diagnosticado de cáncer por un tumor en la mejilla, a partir de lo cual, y aunque no fue despedido formalmente, la patronal deja de pagarle el sueldo.

Al no registrar ingresos, Félix pierde la cobertura de la obra social OSPRERA en el mes de agosto, por lo cual no pudo continuar el tratamiento oncológico que necesitaba, afectando gravemente sus posibilidades de recuperación.

Félix y su familia debieron trasladarse a la ciudad de San Salvador para poder acceder a una cama de internación en el hospital público. Donde finalmente, el obrero rural fallece, sin cobertura de obra social, sin servicio de sepelio y sin recursos para afrontar siquiera los gastos de traslado y un cajón de sepelio.

Por eso, el pasado jueves obreros y familias rurales, junto a dirigentes de la seccional UATRE Ledesma e integrantes del Frente Popular Darío Santillán – CPN, realizaron una protesta exigiendo justicia para Felix y su familia. Denunciando las condiciones de trabajo a las que son sometidos, y planteando “¡Basta de trabajo en negro y precarización del obrero de campo!”.

El actual diputado provincial y candidato a diputado nacional del PTS-Frente de Izquierda, Alejandro Vilca, que se encontraba en la localidad en el marco de la campaña hacia las elecciones del 14 de noviembre, se hizo presente y acercó su apoyo y solidaridad con el reclamo de los rurales.

La problemática del cáncer afecta fuertemente a la población de esta localidad donde la principal actividad económica es la producción de hortalizas. Trabajadores y pobladores son expuestos a los químicos con los cuales trabajan, sin equipos de protección personal adecuados, como también por las fumigaciones que se hacen con avionetas.

Pero los verdaderos responsables de los padecimientos de Félix y todo el pueblo trabajador de Yuto, contra lo que los trabajadores y familias rurales empiezan a decir basta, son los terratenientes, finqueros y su sed de ganancias a costa de la vida de las mayorías.

Patronales avaladas, o directamente dueñas también del poder político en Jujuy, que cuentan con impunidad para someter a obreros y obreras al trabajo “en negro” y todo tipo de fraude laboral, no reconocer el derecho elemental a licencia por enfermedad, como en el caso de Félix, o accidentes laborales. Avaladas también por la Ley de trabajo agrario vigente en el país, que legitima el trabajo a destajo, por temporada, sin el derecho a un salario y obra social todo el año.

Esta realidad se hace más insoportable en el marco de la aguda crisis económica y social que atraviesa el país, que los gobiernos descargan con ajustes sobre el pueblo trabajador golpeando más duramente a los sectores más bajos de la clase trabajadora. Por eso, son ellas y ellos los que empiezan a juntarse y organizarse con el apoyo de su seccional, para pelear por sus derechos y contra los atropellos e impunidad patronal.

El próximo sábado 23 de octubre realizarán una nueva jornada de protesta para volver a exigir ¡Justicia por Félix Guaypa!




Comentarios

DEJAR COMENTARIO


Destacados del día

Últimas noticias